The Information Systems and Computer Applications examination covers material that is usually taught in an introductory college-level business information systems course.

Cómo crear un disco de instalación de Windows 8 personalizado

Windows 8 ha sabido corregir errores del pasado y, aunque no a todo el mundo le gusta el nuevo diseño de interfaz, las funciones que ofrece están a la altura y suponen una gran evolución con respecto a versiones anteriores. Un ejemplo es el modo de recuperación, que ya en Windows 7 se ofrece en forma de partición independiente a la del sistema y que permite recuperar el buen funcionamiento de Windows sin usar discos ni otras herramientas. Por otro lado, la instalación de Windows 8 ha mejorado mucho también. Pensando en quienes quieran reinstalar su sistema, instalarlo limpiamente o restaurar el sistema sin acudir a la partición de recuperación, te ofrecemos un manual para crear un disco de instalación de Windows 8 a partir del instalador oficial.

disco de instalación de Windows 8

Actualmente, puedes obtener un disco de instalación de Windows 8 en formato DVD físico desde la tienda oficial o descargar una imagen ISO con la que crear el correspondiente disco físico. También puedes optar por usar un disco de prueba que encontrarás en las redes y adquirir posteriormente la licencia correspondiente. El proceso para crear un disco de instalación de Windows 8 a partir de la imagen ISO es tan simple como ir al Explorador de Archivos, seleccionar el archivo ISO y desde la barra superior del Explorador, hacer clic en “Grabar imagen de disco”. Sin embargo, a continuación vamos a ver cómo personalizar el disco de Windows 8 para que la instalación sea lo más útil y adaptada posible a nuestras necesidades.

¿Para qué crear un disco de instalación de Windows 8 personalizado? Las razones pueden ser variadas. Para empezar, si ahora instalas Windows 8 con su imagen ISO original, cuando termine el proceso tendrás que esperar un buen rato mientras se descargan e instalan las actualizaciones que han surgido posteriormente. Con un disco personalizado que incluya estas actualizaciones, problema resuelto. Por otro lado, puede que quieras crear cuentas de usuario personalizadas durante el proceso de instalación, de manera automática, etc. Para hacer todo esto usaremos WinReducer.

WinReducer no requiere instalación. Descargas el archivo comprimido, extraes el contenido y ejecutas la versión de 32 o 64bit, en función del procesador de tu equipo. Al abrir por primera ver este programa, se te avisará que no tienes instalados otros programas que utiliza para funcionar. Con una ventana de opciones podrás ver qué programas son, de dónde descargarlos y añadirlos a esa lista. En este sentido, sería útil que el autor hubiera implementado una forma de descargar esos archivos automáticamente desde el menú “Options”, pero usando los enlaces proporcionados es relativamente fácil hacerlo a mano. Básicamente necesitas 7Zip, SetACL, los componentes ImageX y oscdimg que encontrarás en GetWaikTools y ResHacker.

disco de instalación de Windows 8

Una vez configurado WinReducer, tendrás que abrir la carpeta donde se encuentran los archivos de instalación de Windows 8 y el programa los procesará. Si tienes un DVD, es recomendable extraer los archivos a una carpeta en tu disco duro. En el caso de la ISO, sólo tienes que marcar la opción “Extract an ISO“. Ten en cuenta que el proceso lleva su tiempo, pues WinReducer tiene que procesar el contenido de un DVD de aproximadamente 4GB.

Al terminar, podrás personalizar el disco de Windows 8 a tu gusto seleccionando las opciones disponibles. Aunque la interfaz está en inglés, todo se entiende mínimamente. En primer lugar, y de ahí el nombre de WinReducer, puedes reducir el tamaño del ISO original quitando elementos que no vas a necesitar, como traducciones a otros idiomas de los programas por defecto de Windows 8, fuentes de letra, servicios de Windows, drivers y otros elementos. Todo esto lo encontrarás en la primera pestaña, “Components Reducer“.

disco de instalación de Windows 8

La segunda pestaña de WinReducer, “Customization” es la más útil, pues desde ahí tienes todas las opciones de personalización: elegir un tema propio para Windows 8 por defecto, definir reglas para Internet Explorer, personalizar los elementos del Panel de Control, etc. Además, desde “System” puedes instalar drivers que sí vas a necesitar, componentes básicos del sistema y, lo más importante, actualizaciones. Para ello, WinReducer te ofrece una herramienta llamada Updates Download Tool que hace esto precisamente, descargar las actualizaciones salidas hasta la fecha para ahorrarte ese trabajo durante la instalación. Puedes filtrar por tipo de actualización y seleccionarlas una a una.

Por último, la pestaña “Unattended” de WinRecuder permite automatizar la instalación al máximo configurando cada paso, como elegir el idioma, añadir la clave de Windows 8 y otros pasos molestos. Además, desde aquí tienes también la posibilidad de crear una cuenta o configurar el inicio de sesión automático.

Tras todo este proceso, y una vez tienes planificado un disco de instalación de Windows 8 a la medida, ya sólo te queda hacerlo realidad desde “Apply“. El proceso requiere tiempo, pero cuando termine obtendrás una ISO totalmente personalizada para instalar Windows 8 en tu ordenador u ordenadores con todas las opciones que necesitas y eliminando elementos innecesarios para tus propias necesidades.

La entrada Cómo crear un disco de instalación de Windows 8 personalizado aparece primero en Bitelia.

Comments are closed.